Control de medios

Todos los ciudadanos tenemos el derecho y el DEBER de estar informados. No deberíamos dejar que las grandes corporaciones, a través de sus emporios mediáticos, jueguen con nuestras posibilidades de conocimiento sobre el mundo. Estar informado requiere de tiempo y esfuerzo pero, ¿acaso no derivaría esto en un mundo más democrático y plural? Si permitimos el envenenamiento mediático por mentiras u omisiones, estaremos perdiendo la batalla más difícil: la liberación de las mentes.

Los grandes medios de comunicación orientan la opinión pública en función de intereses empresariales y políticos que les llevan a tratar la información de una manera u otra. Además, el afán por ser los primeros en dar la exclusiva y la necesidad de llenar cada día minutos de informativos, de espacio radiofónico y páginas de periódicos, no permite, muchas veces, a los profesionales del bello oficio periodístico realizar una labor completa y responsable. No sé si vosotros os habréis preguntado alguna vez: ¿quién vigila a los vigilantes?

Es cierto que los medios de comunicación y la pluralidad informativa nos permiten vivir en un ambiente más democrático, pero debemos estar atentos para no ser envenenados con las mentiras (por omisión o deliberadas) que emiten la gran máquina mediática que nos sirve como medio para conocer el mundo.

Tenemos el derecho y el deber de estar informados, lo cual requiere esfuerzo. Internet ha puesto en manos de todo el mundo una herramienta fundamental para compartir conocimiento, base de toda sociedad democrática. Tomaré algunas palabras de Julián Rovira, en la inauguración de la sección Mentiras y Medios (www.rebelion.org), para expresar lo que va a ser esta sección:

[…]Periodistas, intelectuales, profesores de Universidad, estudiantes de ciencias de la información, historiadores, científicos, politólogos, activistas sociales y demás ciudadanos, cada cual desde su campo y especialidad, cada cual con lo que pueda y como pueda, están llamados a colaborar con estas autodefensas de la información que se están gestando en diferentes lugares del planeta.

La pregunta y reflexiones que llevaron a la idea de separación de poderes en política es y son las mismas que nos hacemos hoy respecto a los medios de comunicación de masas: “¿Quién vigila a los vigilantes?”. El cuarto poder de la prensa fue concebido como un observatorio de vigilancia y denuncia de los extravíos de los demás poderes, hasta que en nuestros días, todos ellos se han ido convirtiendo, cada vez más, en meras funciones de un único poder que amenaza con invadirlo y conquistarlo todo. El poder económico del capitalismo triunfante no es ya vigilado por los medios de información, sino que, por el contrario, utiliza a éstos como sus caballos de Troya, avanzadillas con las que invadir territorios y conciencias[…]

Julian Rovira (Rebelión)

La verdad está en marcha y nada la detendrá“. Émile Zola.

 

PÁGINAS WEB DE INTERÉS EN EL CONTROL MEDIÁTICO

– Sección Mentiras y Medios la web Rebelion –

– Sitio personal de Pascual Serrano

– Sección Lecciones de manipulación de la web Cubainformación –

– Página web Cubadebate

– Sección Attention – Médias de la página web del grupo de Investigación de Michael Collon (Francés, Español e Inglés) –

Observatorio francés de Medios (Francés) –

– Sección Análisis de la Comunicación en Kaosenlared –

 

Evidentemente, no pretendo que toméis esto como la panacea del conocimiento sobre las mentiras mediáticas que se producen, pero puede resultar una buena alternativa informativa. Lo que yo veo más útil, es que pueden permitirnos conocer detalles en los que deberíamos fijarnos a la hora de analizar las informaciones que nos llegan por canales convencionales, aspecto que sí considero importantísimo para no dejarnos manipular y envenenar por la gran maquinaria de los falsimedia.

Si llevamos la vista atrás nos daremos cuenta de que desde 1898, donde el hundimiento del Maine y la presión mediática fueron capaces de “crear” una guerra entre España y EE.UU, la prensa ha estado siempre muy ligada a la creación de conflictos y debemos estar atentos para evitar que la opinión pública (que al fin y al cabo es la suma de conciencias y saberes) ayude a intensificar esos conflictos. Os dejo 10 mentiras mediáticas que incentivaron el inicio de grandes guerras que todos conoceréis, símplemente para que quede como ejemplo de lo que os comento:

Diez guerras, diez mentiras mediáticas, por Michel Collon


Nota: iré añadiendo páginas o enlaces que me parezcan interesantes sobre el tema.

comentarios
  1. […] InicioControl de mediosReportajes y DocumentalesSobre el autorViñeteando […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s